Ver Videos
Buscar

Procedimiento


Se debe proceder a la Limpieza y lavado de los locales, sustituyendo la capa superior del suelo por medio de aradas, por otra nueva, con incineración de cadáveres, estiércol y utensilios, desinfección por fuego y posteriormente por medio de Desinfectantes químicos seleccionados, los cuales deben ser los de mayor eficacia, fáciles de aplicar y económicos.

Las instalaciones deben tener por lo menos 24 horas de tiempo de exposición al Desinfectante.



Clasificación de los Microorganismos de acuerdo con su resistencia:


GRUPO

 BACTERIAS

 VIRUS

 HONGOS

  

I.Microorganismos de
menor resistencia

Salmonella
Erisipelotrix
Brucella
Pasteurella
E. coli
Otras entero-
bacterias

Peste porcina clásica
Diarrea viral bovina
Encefalomielitis equina
Gastroenteritis transmisible
Influenza A, B, C
Newcastle
Virus sincitial respiratorio
Peste bovina
Rabia
Leucosis enzoótica bovina
Anemia infecciosa equina
Bronquitis infecciosa
Aujesky
Exantema coital
IBR-IPV
Laringotraqueitis aviar
Enfermedad de Marek
Viruela
Peste porcina africana

Trichophyton
Microsporum

 
II.Microorganismos de mayor resistencia
 
 

Staphylococcus
Leptospira
Streptococcus

Fiebre aftosa
Estomatitis vesicular
Enfermedad vesicular del cerdo
Exantema vesicular
Hepatitis viral de los patos
Papiloma
Enfermedad de gumboro
Peste equina africana
Lengua azul
Diversos adenovirus causantes de hepatitis

 

III. Micobaterias patógenas y
atípicas 

M. tuberculosis
M. Bovis
M. avium
M. atípicas

 

 

IV.Microorganismos esporulantes 

Clostridium haemoliticum
Clostridium chauvoei
Clostridium tetani
Bacillus anthracis

 

 



Estar libre de olores fuertes y objetables.



Influencia del medio en que se realiza la desinfección

La acción del Desinfectante sobre los agentes biológicos se produce únicamente a través de un medio líquido y ocasionalmente gaseoso. Los medios sólidos, sobre todo cuando contienen gran cantidad de substancias orgánicas, producen una disminución de la eficacia de los procedimientos de desinfección, ya que influyen tanto sobre los Microorganismos como sobre la acción de las preparaciones Desinfectantes, sea por la formación de una cobertura protectora que impide mecánicamente el contacto con las soluciones, o bien reaccionando químicamente con una parte del Desinfectante y reduciendo su actividad o inactivándolo.

Estas observaciones ponen de relieve la importancia de una Limpieza adecuada de la superficie de los objetos o materiales que van a ser desinfectados a fin de lograr un contacto efectivo entre los Microorganismos y el Desinfectante.



En lo que concierne a las características del Desinfectante hay que considerar:

a) Propiedades microbicidas (especificidad). El poder microbicida de los Desinfectantes se fundamenta en su mecanismo de acción y composición química. En función de esas características serán más o menos efectivos contra determinados Microorganismos. Los Desinfectantes cuya acción está basada en su acidez no tendrán efecto si actúan sobre material altamente alcalino y viceversa.

b) Temperatura de la solución Desinfectante. La acción del Desinfectante sobre el microorganismo se puede acelerar o incrementar mediante la elevación de la temperatura de la solución, lo que facilita la penetración de la sustancia química

c) Concentración del Desinfectante. Reviste suma importancia la concentración del Desinfectante en la solución. El estudio respectivo debe ser realizado por el fabricante del producto quien al comercializarlo debe indicar la concentración ideal para eliminar determinados Microorganismos, teniendo en cuenta las características y propiedades de los mismos. Las concentraciones indicadas no pueden ser alteradas en forma indiscriminada pues si se utilizaran por debajo de lo necesario podrán ser ineficaces. Por el contrario, si se las usa en exceso, harán más costoso el operativo de desinfección con los riesgos adicionales de provocar corrosión y causar intoxicación.



Criterios a considerar para la utilización de las soluciones Desinfectantes

Para conseguir resultados eficaces en las operaciones de desinfección se deben considerar algunos aspectos relevantes, por ejemplo:

a) Volumen de la solución por unidad de áreas. El empleo de la cantidad adecuada de solución Desinfectante es muy importante ya que la solución debe llegar a todas las superficies y depresiones del objeto o material a desinfectar. Por tanto, hay que examinar los materiales u objetos a desinfectar y decidir en consecuencia. En términos generales se establece que para las superficies de cemento, maderas y otras no absorbentes, el volumen de la solución Desinfectante es de 1 litro m2 y de 5 litros m2 para las desinfecciones de tierra.

b) Tiempo de exposición. La reacción del Desinfectante con el microorganismo no es inmediata. La acción Germicida del producto varía de acuerdo con la naturaleza del agente biológico y de las propiedades y concentración del Desinfectante. En general se acepta que un tiempo de exposición de las superficies tratadas entre 24 y 48 horas en locales cerrados sería ideal. Como esto es prácticamente imposible, en la práctica se debe exigir un tiempo mínimo cíe exposición de entre 3 y 4 horas.

c) Métodos de aplicación de la solución. Dependen de los objetos y materiales a desinfectar. Las soluciones Desinfectantes pueden ser utilizadas en pediluvios, rodoluvios, pulverización, inmersión, aspersión o fumigación. La elección del método de aplicación es importante para obtener los mejores resultados. Se ha demostrado que la pulverización permite distribuir la solución con mayor uniformidad sobre las superficies a desinfectar y aumenta el tiempo de contacto con el microorganismo. Por ejemplo, para aplicar 50 litros de una solución usándola a chorros se necesitarán solo 3 minutos. En cambio, si se utiliza pulverizador con el mismo volumen, la operación consumiría 12 minutos, es decir, el tiempo de contacto sería aumentado cuatro veces.

d) Limpieza previa a la aplicación del Desinfectante. Como antes se dijo, la mayoría de los Desinfectantes no actúa bien en presencia de materia orgánica, y es ese material que es encontrado comúnmente en el medio exterior. En consecuencia, para realizar una buena desinfección es muy importante que los Microorganismos sean expuestos al producto librándolos de las barreras orgánicas que los protegen, para lo cual se torna necesaria la Limpieza mecánica de las superficies en que puedan encontrarse. Para evitar la propagación de los agentes por el polvo es necesario hacer la Limpieza mecánica de los residuos secos, estiércol, etc., después de ablandarlos con solución Desinfectante .



Elección del Desinfectante a utilizar

Un número importante de criterios deben ser considerados, cuando se selecciona el Desinfectante efectivo y apropiado. Los Desinfectantes deben:
  • No ser corrosivos.
  • No tener una fuerte toxicidad luego de su aplicación, ni ser excesivamente irritantes.
  • Ser efectivos a temperaturas ordinarias cuando se diluye en agua, y mezclarse rápidamente con ella.
  • Su presentación debe ser de tal y estar empacados en una forma y concentración que sean fáciles de transportar, mezclar y económicos de usar.
  • Tener una alta potencia antimicrobiana de rápida acción, aún en áreas altamente contaminadas.
  • Un simple Desinfectante raramente cumple con todos estos criterios, y la elección del mismo debe estar basada en la interrelación de factores, como el tipo de superficies a ser limpiadas, una acción mecánica o de frotado, y el conocimiento de los Microorganismos que están causando un riesgo de enfermedad.



Cantidad de Solución Desinfectante por Unidad de Area

Una desinfección efectiva requiere que las superficies estén bien mojadas. En superficies porosas o muy absorbente el volumen necesario puede ser mayor.
Todas las áreas a ser desinfectadas deberán ser previamente limpiadas para eliminar la materia orgánica presente. De lo contrario, existirá una reducción en la efectividad del Desinfectante por inactivación.
Solamente y a fin de orientar con respecto a las cantidades de solución Desinfectante que es indispensable disponer con anterioridad al inicio de las tareas de desinfección, se detallan en el cuadro las mismas:


Lugares y objetos para desinfectar

Unidad de medida Desinfectante

Cantidad de (litros)

Superficie de los locales del ganado

1 m2

1

Estiércol semiliquido

1 litro

1

Pisos de tierra o madera

1 m2

5

Instrumentos poro sumergirlos

1 Kg.

2

Ropa de trabajo (inmersión)

1 Kg.

5

Autos y vehículos para el transporte de ganado, materia prima o cadáveres

1 m2

1


 

Equipo

A la entrada de los predios debe haber todo el equipo necesario para la desinfección: baldes, esponjas, escobas, raspadores, palas, rastrillos, Desinfectantes, bombas de alta presión, bombas manuales, camiones y otros elementos que entren o salgan de la hacienda. Antes de iniciar la Limpieza todas las áreas contaminadas y las instalaciones deben ser encharcadas con el Desinfectante seleccionado.
Los insectos y roedores pueden servir de vectores mecánicos de enfermedad. Cuando se inicia la Limpieza y desinfección de un lugar es común que los roedores huyan para otros en busca de alimento. En ese caso, podrían estar transportando materiales virulentos que servirían como fuente de infección. Una inspección previa de los locales a desinfectar determinará la necesidad del control de insectos y roedores.



Características y propiedades

El personal que usa los Desinfectantes y los supervisores deben tener objetivos claros para cada operación, en cada contexto particular. Deben conocer el espectro efectivo de acción del Desinfectante que se va a usar, pero también sus límites y los riesgos que el Desinfectante puede representar para los usuarios y demás personas presentes, los animales, los equipos y el medio ambiente.
Los riesgos para la salud humana se deben a la toxicidad eventual del Desinfectante utilizado, o a la presencia de agentes de Zoonosis en los recintos que se están desinfectando. Las exigencias relativas a la seguridad deben prevalecer sobre toda consideración de índole económica.

En el Archivo relacionado "Soluciones Desinfectantes" se dan algunos datos para preparar soluciones Desinfectantes y el espectro de acción de las mismas.



Protección personal contra los efectos de los diferentes Desinfectantes

Prácticamente todas las substancias utilizadas en las desinfecciones son tóxicas en mayor o en menor grado. Por consiguiente las personas que trabajan con esas substancias o los organismos para los cuales trabajan, deben adoptar medidas adecuadas para proteger su salud.
Los responsables de la aplicación de Desinfectantes deben de conocer las características del producto que están utilizando y respetar las indicaciones y recomendaciones de uso y otras precauciones de seguridad para prevenir posibles daños iatrogénicos

Recomiéndese a esos efectos la utilización de vestimenta adecuada y de máscaras contra gases cuando se trabaja con substancias que producen vapores. Asimismo, al término del trabajo se debe lavar con agua y jabón las manos, el rostro y las superficies del cuerpo que estuvieron expuestas en ese trabajo.
La desinfección debe ser realizada siempre a favor del viento, o sea, el operador debe colocarse de manera que el aire circule de sus espaldas hacia la frente a fin de evitar que la fuerza del viento impulse contra él las soluciones utilizadas en la desinfección.

© 2009 Conejo Los Abu - info@conejolosabu.com.ar - Ruta 51 km. 4,5 - Ramallo - Bs. As. - Arg. - Tel. 0341-154686171